Aumento de pecho, una cirugía muy demandada en España

La cirugía de aumento de pecho es una de las más demandadas en España. En este artículo vamos a ver en qué consiste el aumento de pecho, y vamos a tratar de dar algunas claves para comprender por qué tiene tanta demanda en España, a partir de los estudios realizados por la Sociedad Española de Cirugía Plástica Reparadora y Estética.

¿Qué es el aumento de pecho?

El aumento de pecho es la cirugía por la cual la mujer obtiene una mayor talla de pecho, utilizando para ello implantes de silicona, que se insertan por pequeñas incisiones en la axila o debajo del pecho.

¿Por qué es la cirugía más demandada en España?

En España se realizan 16 000 intervenciones de aumento de pecho al año. Una cifra muy elevada, que logró desbancar a las liposucciones hace ya unos años.

El aumento de pecho, por norma general, se realiza siempre a mayores de edad. Existen algunas excepciones, donde las menores de 18 se han operado para aumentar su talla de sujetador, pero son casos muy reducidos. De hecho, solo el 1.3% de las operaciones de cirugía estética se realiza a los menores, y éstas suelen ser otoplastias.

aumento de pecho

Por otro lado, dicha cirugía suele ser reclamada hasta los 44 años, siendo la franja de edad más común entre los 18 y los 30.

Todos los informes vienen a concluir que la operación de aumento de pecho, suele darse por un problema de autoestima. Aquellas mujeres que consideran que tienen pechos pequeños se sienten mal con su cuerpo, y recurren a la cirugía para solventarlo. Sin embargo, existe otra porción que asegura que recurren a la operación como una forma de regalo a su pareja.

En cualquier caso, lo que se viene demostrando desde hace años, es la tendencia ascendente de la cirugía estética, y más especialmente en el aumento de pecho. Algo que, por cierto, ya se ha dado en otros países, como Colombia o Brasil.

Se espera que la tendencia continúe durante algunos años, puesto que es un fenómeno que se retroalimenta: Si hay menos mujeres con pechos pequeños, las que los tienen, se sienten más incómodas con su talla, y recurren a la cirugía.

Alimentos que producen granos

Seguro que alguna vez has escuchado que el chocolate provoca acné. Sin embargo, este tipo de afirmaciones siempre se han mantenido muy entre la leyenda urbana y la realidad, de tal forma que resultaba complicado fiarse de tal afirmación, puesto que prácticamente nadie conoce los estudios científicos que avalan (o no) este tipo de afirmaciones.

Pero lo cierto es que sí es un tema estudiado científicamente, y sí es cierto que existen algunos alimentos que provocan acné. En este artículo, te explicaremos por qué hay alimentos que provocan acné, y te daremos algunos ejemplos.

Relación entre alimentos y acné

En artículos como este se ha estudiado la relación entre la leche y el acné. Según los científicos, la leche contiene precursores de la hormona de la testosterona, lo que provoca que se produzca sebo, que, a su vez, colabora en la generación de acné. Sin embargo, no tiene nada que ver la grasa de los lácteos, ya que la grasa láctea, no ha generado acné en los estudios de laboratorio. Se debe al precursor de la testosterona.

Sobre los hidratos de carbono también se ha estudiado mucho. Y no es para menos. Se sabe que en las sociedades no occidentalizadas el acné es menos frecuente. Y, buscando las diferencias, los científicos se dieron cuenta de que en las sociedades occidentales, se consume mucho más hidrato de carbono. Tras varios estudios, se alcanzó una prueba, según la cual, reduciendo el consumo de hidratos de carbono y aumentando las proteínas, se reducía el acné.

chocolate granos

¿Y qué hay del chocolate? Pues, a pesar de las leyendas urbanas, no existe relación directa entre el cacao y el acné. Ahora bien, debes tener presente que, en la actualidad, el chocolate está habitualmente mezclado con leche, y la leche sí provoca acné, como ya hemos señalado.

Sobre otros alimentos, todavía no existe un consenso científico sobre si provocan o no acné, aunque se está estudiando y se cree que hay razones para que otros alimentos también favorezcan la aparición del acné.

Espero que este artículo te haya resultado útil y te haya ayudado a entender qué alimentos provocan acné y por qué. La próxima vez que alguien te diga que el chocolate provoca granitos, ¡ya podrás darle una respuesta científica que no te podrá rebatir!

Remedios naturales contra los ronquidos

Roncar es un problema que afecta a muchos millones de personas en todo el mundo. Y, lejos de lo que podría pensarse, no es un problema que afecte solo a tu pareja. Lo cierto es que roncar también te afecta a ti, alterando tu propio sueño y provocando que descanses peor que si arreglaras dicho problema.

A su vez, la falta de sueño provoca fatiga e irritabilidad, así como somnolencia durante todo el día. Además, los ronquidos generan dolor de cabeza (incluso mientras duermes), fatiga, sequedad en la faringe, afonía, etc.

Ahora bien, la cuestión es… ¿Cómo acabar con los ronquidos?

evitar ronquidos

Acabar con los ronquidos mediante remedios naturales

Existen multitud de soluciones a los ronquidos, algunos de origen más sintético (son los que comercializan las farmacéuticas), y otros más naturales, que son de los que hablaremos aquí en esta ocasión.

A continuación, te detallo algunos consejos que te ayudarán a acabar con los ronquidos, y que son completamente naturales:

  1. Si padeces sobrepeso, reduce tu peso. La relación entre el sobrepeso y una mala respiración por la noche está más que demostrada.
  2. No cenes muy fuerte, y no te acuestes tan pronto como hayas terminado de cenar.
  3. No tomes medicamentos relajantes, ya que éstos relajan, también, los músculos de la garganta, lo que provoca los ronquidos.
  4. Mantén limpio tu hogar, ya que el ronquido también puede ser una reacción del cuerpo para expulsar intrusos del organismo (como el polvo, por ejemplo).
  5. Duerme de lado, ya que la respiración es mucho más sencilla y relajada que boca arriba.
  6. Inclina la cama, levantando la parte de la cabecera. También puedes probar con una almohada de mayor grosor, aunque puede ser incómodo para el cuello.
  7. Utiliza un humidificador y diluye un par de gotas de eucalipto. Un aire un poco más húmedo y fresco, hará que ronques menos.
  8. Toma miel con limón. La miel te ayudará a relajar la garganta, con lo que el paso del aire será mucho más limpio y evitarás los ronquidos.

Con estos consejos, conseguirás reducir tus ronquidos. No obstante, si persistieran y consideras que es un problema grave para tu salud o la de tu pareja, puedes acudir al médico y buscar alguna solución un poco más fuerte.